Resumen

ES MOMENTO DE TRABAJAR Por IGNACIO RAMÍREZ SÁNCHEZ

Explotación infantil: tema de Derechos Humanos

El tema que compete a la elección del presidente de la Comisión Estatal de Derechos Humanos (CEDH) en nuestro Estado, ha permanecido en boga desde hace poco más de dos semanas; sin embargo, nadie se ha interesado en los asuntos realmente prioritarios para quienes están ahora al frente de una institución, que vela nuestros derechos y garantías individuales.

Los días trascurren rápidamente y debe considerarse el tiempo perdido debido a las impugnaciones e inconformidades de aspirantes e involucrados. Cada día que pasa es un caso más sin resolver, con potencial de ser olvidado en un expediente.

Uno de los principales temas a tratar es el de la explotación y maltrato infantil, mismo que ha presentado cifras vergonzosas cada año y a pesar de ser un asunto presuntamente erradicado, existen evidencias de que cada vez los adultos somos más crueles en relación con los castigos y actividades reprobables que vulneran a los menores y que en la mayoría de casos dejan algún tipo de secuela a largo plazo.

De acuerdo con la definición de la Organización Internacional del Trabajo (OIT), el término “trabajo infantil” se define como “todo trabajo que priva a niños y niñas -menores de 15 años- de su niñez, potencial y dignidad, que es perjudicial para su desarrollo físico y psicológico”.

Existen formas extremas en las que los niños son sometidos a situaciones de esclavitud, donde son separados de sus familias y expuestos a condiciones deplorables en las que sufren abusos, peligros e incluso enfermedades de las cuales ellos no son culpables o responsables.

En el marco del Día Mundial Contra el Trabajo Infantil, tanto entes públicos como ciudadanía en general, debemos hacer conciencia de los efectos negativos de la explotación a menores, así como de los daños colaterales que afectan directa e indirectamente al desarrollo cultural, económico y hasta político en el país.

Afortunadamente México no forma parte de los países que se encuentran en situaciones de guerra. Lamentablemente, los conflictos y catástrofes tienen un impacto devastador en la vida de las personas: todos los días vemos cómo matan, mutilan y lesionan a las personas y los obligan a huir de sus hogares y sus medios de subsistencia se ven inhabilitados, atrayendo de esta manera pobreza y hambre.

Empero a pesar de no existir conflictos bélicos, hay estados en nuestro país que se caracterizan por la fuerte presencia del narcotráfico. Estas situaciones derivan -en la mayoría de los casos-, en la violación de los derechos fundamentales de los menores pues suelen ser las primeras víctimas al desaparecer escuelas y espacios de recreación y esparcimiento.

De acuerdo con el Módulo de Trabajo Infantil (MTI) del 2015, en Tlaxcala viven 223,529 niños y niñas de entre 5 y 17 años de edad de los cuales 10,829 trabajan no siempre en las mejores condiciones. Debemos tener como meta reducir estas cifras para erradicar el trabajo infantil antes del 2025.

Es importante que como mexicanos, como tlaxcaltecas cuidemos y protejamos los derechos de quienes son el presente y futuro del desarrollo del país, por lo que invito a las autoridades correspondientes a trabajar de la mano con instituciones públicas y privadas, así como con la ciudadanía para establecer y lograr fuertes vínculos de comunicación y acción para el cambio.